Corsair H60 – Mod

La llegada de los primeros sistemas de enfriamiento líquidos todo en uno o AIO (All In One), puso en manos de muchos usuarios la posibilidad de tener un enfriamiento líquido, si bien con un rendimiento un poco menor a un enfriamiento por agua personalizado, pero con ventajas de ser libres de mantenimiento y a un precio bastante accesible. Al mismo tiempo se popularizó una modificación la cual era bastante accesible para estos sistemas, la cual consiste en reemplazar toda la tubería y al mismo tiempo añadir un reservorio al sistema; esta guía muestra la forma en que se puede colocar un reservorio a un AIO Corsair H60, aunque es totalmente válida para toda la primer generación de AIOs de Corsair.

Esta modificación se centra en tomar el circuito del AIO, que consiste en un Bloque de CPU/Bomba y Radiador, y agregar un reservorio en el esquema. La mayor utilidad de hacer este cambio es que se puede cambiar el líquido periódicamente, así como las mangueras y darle limpieza a profundidad a la bomba/bloque CPU. Además del aspecto estético que agrega el tener un reservorio y las mangueras transparentes con las cuales se puede poner el líquido de color según la paleta del sistema.

Antes de Comenzar

Primero que nada aclarar algunas cosas, esta modificación se llevó a cabo de manera exitosa en un Corsair H60, pero sé que es válida para toda la primera línea de AIOs de Corsair. Esto no quiere decir que no se puede hacer esta modificación con otros AIOs, pero para eso se necesitan partes diferentes a las que se listan aquí. Dentro de unas semanas espero publicar esta misma modificación pero para una Corsair H80i y ahí se podrán dar cuenta de las diferencias entre modificar un H60 y un H80i.

Antes de entrar de lleno a la modificación, hay que tomar en cuenta algunos aspectos, sobre todo con el H60, del cual no se tiene mucha información técnica de la bomba. Primero que nada esta modificación es mejor hacerla con las mismas partes que vienen en el AIO, es decir, no es necesario agregar un radiador comprado por separado, ni tampoco bomba o bloque de CPU, ya que con los que trae son suficientes para refrigerar. Si se quiere utilizar un radiador diferente se tiene que estar seguros los racores sean del mismo diámetro de 1/4” para no sobrecargar la bomba.

Partes del Corsair H60

Este AIO está compuesto por el bloque de CPU, en el cual viene incluida la bomba DDC, el radiador de 120mm y los tubos que unen entre sí estas dos partes. Cada tubo tiene una longitud aproximada de 27 cm.

ModH60_LOG_58
Estas son las partes que utilizaremos para esta Modificación.

Esto es importante porque al agregar una manguera más al circuito, estaremos recargando un poco más a la bomba, por tal motivo tenemos que tener cuidado al elegir la longitud de esa tercera manguera.

Paso 1

Primero que nada para poder modificar esta pieza, hay que destruirla. Queda a la discreción de cada quien hacer esta modificación, ya que al hacerla se estarán volando al mismo tiempo cualquier tipo de garantía que puedan tener.

Hay que cortar con cuidado las mangueras, las cuales no ponen mucha resistencia al momento de ser retiradas y luego vaciar en algún recipiente todo el líquido que viene de fábrica. Cabe mencionar que el líquido es poco, quizás justo para que esté circulando dentro del sistema.

ModH60_LOG_51
Detalle de la Bomba/Bloque CPU una vez separada del sistema.

Una vez separadas las mangueras, con un exacto hay que limpiar los remanentes que quedan cubriendo los racores. Los racores del Radiador son de aluminio, por lo tanto pueden aguantar un par de rayones accidentales al momento de estar quitando el remanente del tubo, pero los racores del bloque son plásticos, así que con estos deben tener especial cuidado para no dañarlos con el exacto cuando estén haciendo el corte. Pueden usar la técnica de hacer un corte superficial y luego otro y otro y así hasta que logren ver las barbas del racor.

ModH60_LOG_50
Aquí se puede observar todo el Corsair H60 completamente desarmado.

Al final de este paso, tendrán un bloque del CPU con la bomba DDC incluida, el radiador y unos despojos de mangueras.

Paso 2

El siguiente paso luego de haber desarmado por completo el AIO, es el de buscar un reservorio idóneo para el proyecto, el cual se ajuste a nuestras necesidades. Además del reservorio también se tendrá que conseguir las mangueras, las cuales deben de coincidir con el diámetro interno de los racores del H60.

Veamos las mangueras primero, el Corsair H60 utiliza mangueras de ¼” de diámetro interno, el diámetro externo no es realmente importantes, pero es mejor tratar conseguir las mangueras que más se ajusten a las originales que vienen con el sistema de fábrica.

Les recomiendo buscar mangueras plásticas fabricadas de vinilo o de PVC, ya que estas son las más resistentes, fáciles de encontrar y baratas. Es gusto de cada quien buscar mangueras de colores, mientras se mantenga el diámetro interno de ¼” no hay problema. Por razones de accesibilidad en esta guía utilizaré mangueras transparentes hechas de vinilo, las cuales son fáciles de encontrar en las ferreterías locales. Cuando las compren busque que el diámetro sea el indicado y que se tenga que hacer un poco de esfuerzo para que entren en el racor del H60, de esta manera estarán seguros que no habrá filtraciones una vez instaladas.

  • Es importante respetar el diámetro interno de ¼” debido a que se instalan una manguera más grande, estarán sometiendo a la bomba a un trabajo extra considerable y lo que lograrán será fundirla. Esta bomba tiene un flujo muy bajo, debido a que tienen poca fuerza, esto hace que el líquido se mueva despacio pero al mismo tiempo no genera tanto calor y de esta manera no afecta que está ubicada justo en el bloque del CPU.

El reservorio presenta otra historia, para el momento cuando hice esta modificación no existían en el mercado local lugares que vendieran este tipo de piezas, por lo tanto tuve que llevar este proyecto un nivel más allá y fabricar mi reservorio por cuenta propia; debido a que el proceso de fabricación del reservorio lleva un trabajo considerable, estaré publicando una guía completa de como hacer un reservorio.

ModH60_LOG_57
Encontré del diámetro exacto a los del AIO, para que el flujo no se viera afectado.

En resumen tuve que buscar un recipiente idóneo y también encontrar racores que tuvieran un diámetro de ¼”, esto para poder hacer la instalación de las mangueras que este sistema utiliza.

ModH60_LOG_74
Detalle de como lucía el reservorio ya instalado en el sistema.

Paso 3

Ya tienen el AIO desarmado, el reservorio y las mangueras justas para su sistema de enfriamiento líquido; ahora solo tiene que rearmar todo de la manera correcta. Primero es necesario que realicen un esquema de cómo quedará instalado en su Case el AIO una vez esté listo, ya que de esto dependerá el largo de las mangueras que se van a utilizar. Quiero ser muy enfático en que las mangueras déjenlas los más cortas posible para no forzar a la bomba de manera innecesaria; pero tampoco dejen el sistema con mangueras más cortas de lo necesario si no tendrán problemas luego.

ModH60_LOG_59
Aquí el sistema ya re-armado, haciendo las pruebas de filtraciones.

Así que planifiquen bien cómo quedará todo dentro del Case, para que no desperdicien manguera. Luego de saber exactamente cómo instalarán el AIO, es hora de hacer los cortes en la manguera y comenzar a meter las mangueras en cada racor.

Si la manguera no quiere entrar en el racor, aunque tenga el diámetro ideal, lo que se puede hacer el mojarlas en un poco de agua un poco caliente (55°c), de esta manera haremos que el extremo del tubo esté más flexible y logremos así que el racor entre.

Aquí presento un esquema de ejemplo, que es el que más recomiendo al momento de armar cualquier circuito de agua, pero no es mandatorio que lo armen así; pero en este esquema el CPU siempre estará recibiendo el agua recién salida del radiador y que viene de hacer el intercambio de calor y por eso viene un poco más fresca que el resto de agua que está circulando por el sistema.

ModH60_LOG_67
En esta foto se puede observar como había pensado que iba a hacer el proceso de instalación con el AIO completamente re-armado.

Una vez tengan todo su sistema completamente armado y sellado es hora de hacer la prueba de filtraciones; para esto primero llene su sistema y hagan pasar electricidad por la bomba nuevamente, pero sin que su AIO esté aún instalado. Poco a poco la bomba ira haciendo circular el agua por todo el sistema, tienen que esperar que todo el sistema esté lleno y que no quede ninguna burbuja dentro del mismo, pero como hemos instalado un reservorio, esta purgación será mucho más fácil, también pueden ayudarse moviendo de un lado a otro el sistema para que las burbujas vayan subiendo y dejando el bloque o el radiador.

Paso 4

Bueno una vez estén 100% seguros que su AIO está bien sellada y que la bomba mueve sin problemas todo el caudal, pues es momento de instalar el AIO en su equipo.

ModH60_LOG_73
Aquí el AIO ya debidamente instalado.

Aquí viene un pequeño desafío, como han armado su AIO fuera del equipo, es necesario que consigan introducir en su Case el AIO completamente armado en la posición que previamente han planificado. Esta parte tiene que ser planeada al mismo tiempo que se dibuja el esquema del AIO dentro del Case (en el paso anterior); también es muy sabio el dejar alguna manera para purgar todo el AIO una vez instalado, esto debido a que para retirarlo del Case es infinitamente más fácil cuando está vacío.

ModH60_LOG_72

Conclusiones

Una vez toda instalado solo queda el hacer las pruebas de rendimiento del CPU, para ver la capacidad de disipación de calor. Para esto pueden utilizar el Prime95 calculando Small FFTs o pueden meterle también el OCCT y ahí pueden ver los niveles de temperatura que alcanza su CPU.

Celda Galvánica

Como último comentario, estos AIOs están formados por radiadores de aluminio y bloques de cobre, la combinación de estos materiales puestos en contacto con un líquido hace que se forme una celda galvánica.

En otro artículo tocaré este tema a mayor profundidad, pero a grandes rasgos el problema de tener la combinación de cobre y aluminio en un mismo circuito de refrigeración líquida es que tarde o temprano (a ciencia cierta no se sabe cuánto tiempo puede transcurrir) comenzará a darse una corrosión que terminar por destruir al metal menos noble, que serían las partes de aluminio o el radiador para este caso en concreto; este efecto no se puede detener solo retrasar, por lo tanto hay que estar siempre pendiente de cualquier filtración y darle mantenimiento periódico una vez se haya hecho esta modificación.

  • Cabe aclarar que esta celda galvánica está presente en todos los AIOs que incluyen en el mismo ‘loop’ partes de cobre y aluminio; no se origina en ningún momento por hacer esta modificación, es decir, que si tenemos un AIO o una refrigeración líquida personalizada en la que hemos mezclado partes de aluminio y cobre, es muy probable que tarde o temprano no encontremos con corrosión galvánica.

Hasta aquí llegamos con esta pequeña guía, esta modificación es completamente válida para toda la primera generación de AIOs de Corsair y me atrevo a decir que puede ser replicada para cualquier otro AIO; siempre y cuando se consigan mangueras con diámetros internos iguales a los racores de su sistema y un buen reservorio.

Espero pronto poder publicar esta misma guía pero aplicada a un H80i, el cual espero instalar en un Case relativamente pequeño, pero que necesito tener suficiente disipación para un Core i7 a pesar del tamaño del Case.

IsraModd.-

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *